Jejé Kids

Diferentes casas ¡mismas reglas!

Cuando la forma de educar es distinta, las necesidades de los niños son la guía

Cuando recurrimos a los abuelitos para que nos apoyen con el cuidado y crianza de nuestros hijos; solemos darnos cuenta de que existen muchas diferencias en la manera de pensar, de cuidarlos y de tomar decisiones.

A veces su ayuda se hace necesaria de manera cotidiana porque nuestras ocupaciones así lo requieren; otras veces puede ser de manera esporádica por alguna eventualidad. En cualquier caso, seguramente has estado en estas situaciones en las que tus hijos quedan al cuidado de sus abuelos y surgen inquietudes al momento de ponerse de acuerdo en cómo cuidarlos o qué hacer mientras están bajo su cuidado.

No en todos los casos es sencillo y muchos padres se estresan porque también les preocupa cuidar la buena relación con los abuelos ¡y es algo esencial!

En Jejé Kids, estamos convencidos de que procurar el cuidado de los niños es tan importante como procurar las buenas relaciones con personas tan importantes como sus abuelitos; así que te compartimos algunos tips que seguramente te pueden ayudar.

Sus reglas y las tuyas, en función de las necesidades de los niños
Esto no significa que los niños van a ser quienes impongan sus deseos; sino que los niños son los principales beneficiados o afectados de los acuerdos entre padres y abuelos; por lo tanto, un muy buen arreglo, es tomar en cuenta lo que ellos necesitan. Toma en cuenta cuatro puntos importantes:

Comunicación. Platica con los abuelos para llegar a acuerdos. Comparte con ellos tus inquietudes y escucha sus opiniones.

Horarios. Cada casa puede tener horarios distintos pero, pueden ponerse de acuerdo en los horarios de los niños. Principalmente en horarios clave como la hora de dormir. Tus hijos sabrán que hay horarios importantes que se cumplen sin importar dónde estén.

Alimentos. Acuerden prioridades en cuanto a los alimentos que los niños pueden comer o no. Tal vez puedan ser muy estrictos en no darles algo que les cause alergia; pero si podrían ser flexibles en permitirles comer algún helado.

Actividades no permitidas. Al igual que los alimentos, elijan prioridades analizando en qué pueden ser flexibles y en qué no. Como permitir jugar un poco antes de ir a dormir pero no permitir ver programas que no van de acuerdo a su edad.

Estamos seguros que estos cuatro puntos te pueden ayudar a comenzar a construir una buena relación de apoyo mutuo con los abuelitos en donde tus hijos serán los más beneficiados. Y, manteniendo una comunicación e involucramiento constante será importante no cambiar las reglas sin aviso, a menos que se trate de situaciones urgentes donde no se pueda contactar o hablar previamente, pero serán consideradas como excepciones.

En la medida de lo posible, platicar juntos siempre antes de modificar algún acuerdo.

Jejé Kids, ha incluido una canción muy representativa de la gran importancia que tienen los abuelos en la infancia, te invitamos a que la escuches, la cantes junto con tu hijo y ¿por qué no? Compartirla con sus abuelos pudiendo ser incluso una manera de expresarles cuándo los aman.

¡Continúa explorando todo lo que tenemos para ti!

Psic. Adriana Mendoza

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
ÚLTIMOS POSTS




Al inscribirte recibirás información
para que juntos alcancemos el
Desarrollo Emocionalmente Sano

Política de PrivacidadJejé Kids 2019




Al inscribirte recibirás información
para que juntos alcancemos el
Desarrollo Emocionalmente Sano

Política de PrivacidadJejé Kids 2019




Al inscribirte recibirás información
para que juntos alcancemos el
Desarrollo Emocionalmente Sano

Política de PrivacidadJejé Kids 2019